miércoles, 19 de abril de 2017

¿Qué podemos aprender de la leyenda de Sant Jordi?

www.pipiripipstudio.com
- Se me hace muy cuesta arriba. Lo que mi pareja me pide es muy complicado, muy difícil. No es que no me lo haya planteado desde diversas perspectivas o no haya sopesado los pros y los contras, pero la verdad es que me bloquea. Me angustia. No sé qué hacer.
- Siempre puedes no hacer nada...
- Eso ya me has quedado claro que es inviable. El cambio es inevitable, aunque yo no lo desee. Lo que yo puedo decidir es si me sumo al cambio o me quedo fuera.
- ¿Quedarse fuera es asumible?
- No. No me veo capaz de renunciar a nuestra relación.
- ¿Por qué?
- Es la mejor que he tenido. A todos los niveles, eso ya lo hemos hablado. La verdad es que no me lo perdonaría.
- Entiendo entonces que es una relación por la que vale la pena luchar...
- ¡Por supuesto!
- Claro... da igual lo difícil que resulta cualquier objetivo si realmente vale la pena, ¿no te parece?
- Supongo que sí. Pero la situación me atenaza.
- ¿Qué emoción es la que te está fastidiando?
- El miedo. Sin duda. Sé que he de enfrentarme para superarlo porque todas las ocasiones anteriores en las que me he limitado a ignorarlo no ha funcionado. Pero, como te he dicho, me bloquea.

www.pipiripipstudio.com
- En breve celebraremos la festividad de Sant Jordi, ¿qué has aprendido de esa leyenda? Porque parece que comparte los mismos tres elementos que tu tu historia...
- En mi realidad no veo ningún dragón.
- Digamos que el dragón es una licencia retórica para explicar de manera más atractiva una historia más sencilla. Quiero decir, si tuvieses que enfrentarte a un dragón, ¿qué sentirías?
- Miedo. ¿El dragón representa el miedo que sentimos al enfrentarnos a una crisis para conseguir aquello que deseamos?
- Por supuesto. Sant Jordi podría ser muy caballero, pero enfrentarte a un dragón que atemorizaba a toda la población de Montblanc debió de producirle miedo, a menos que fuese un temerario, pero eso ya es otra historia. 
- No lo había visto así. El dragón es el miedo que sentimos. Si vencemos el miedo conseguimos lo que deseamos, o sea la princesa. Es una visión muy medieval, pero la pillo.
- Supongo que las representaciones del miedo han ido cambiando con el paso de los años, pero la forma en como nos afecta y la forma de superarlo es siempre la misma, ¿no te parece?

www.pipiripipstudio.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Este es un espacio para compartir información y experiencias, de forma que el respeto y la cordialidad deben guiar tu escritura. Gracias por tu aportación.